Carlos Fierro con un grupo de egresados del Diplomado en Gastronomía de la UJAP

Carlos Fierro con un grupo de egresados del Diplomado en Gastronomía de la UJAP
Carlos Fierro con un grupo de egresados del Diplomado en Gastronomía de la UJAP del cual fue su Coordinador al inicio. GASTRONOMIA (del griego γαστρονομία)es el estudio de la relación del hombre con su alimentación y su medio ambiente o entorno.Gastrónomo es la persona que se ocupa de esta ciencia. A menudo se piensa erróneamente que el término gastronomía únicamente tiene relación con el arte culinario y la cubertería en torno a una mesa. Sin embargo ésta es una pequeña parte del campo de estudio de dicha disciplina: no siempre se puede afirmar que un cocinero es un gastrónomo. La gastronomía estudia varios componentes culturales tomando como eje central la comida.Para mucha gente, el aprender a cocinar implica no solo encontrar una distracción o un pasatiempo cualquiera; pues cocinar (en un término amplio) es más que solo técnicas y procedimientos... es un arte, que eleva a la persona que lo practica y que lo disfruta. Eso es para mi la cocina, con mis obvias limitaciones para preparar diversos platillos, es una actividad que disfruto en todos sus pasos, desde elegir un vegetal perfecto, pasando por el momento en que especiamos la comida, hasta el momento en que me siento con los que amo a disfrutar del resultado, que no es otro más que ese mismo, disfrutar esta deliciosa actividad o con mis alumnos a transmitirles conocimientos que les permitirán ser ellos creadores de sus propios platos gracias a sus saberes llevados a sabores

domingo, 6 de noviembre de 2016

Una casona centenaria y recuperada en La Asunción, isla de Margarita, es desde abril buen lugar de encuentro. Una barra recuerda que fue la bodega de Pablo décadas atrás. Cuando se evoluciona respetando la historia todo tiene un carácter distinto. Y en la capital de Nueva Esparta, felizmente, eso lo han entendido.

Gastroetc: Guillermina con historia

Foto: Todo en Domingo
Foto: Todo en Domingo
    Una casona centenaria y recuperada en La Asunción, isla de Margarita, es desde abril buen lugar de encuentro. Una barra recuerda que fue la bodega de Pablo décadas atrás. Cuando se evoluciona respetando la historia todo tiene un carácter distinto. Y en la capital de Nueva Esparta, felizmente, eso lo han entendido.
    El restaurante Guillermina nació del convencimiento de su artífice, Carlos Guerra, de darle nueva vida a lugares con anecdotario. “Cuando compré la casa hace seis años muchos me decían que estaba loco. A La Asunción la llamaban la ciudad del silencio. Y es un lugar con un potencial que se pierde de vista”.
    Las calles de esa capital lo van demostrando a buen ritmo: allí está la escuela ICTC de Sumito Estévez y su nuevo restaurante, un mercado de arte las noches de los viernes, que sirve para confluir en las calles, y lugares que ofrecen alternativas a las visitas.
    Guerra, quien también es uno de los dueños del hotel Isabel La Católica, en Pampatar, y recupera un antiguo alambique de ron bautizado Altagracia, levanta conceptos en los que aprovecha espacios con pasado. “Buscamos amarrarnos a la historia que siempre tiene alma. Eso le da carácter a los lugares. Pero no es tumbar todo para crear algo nuevo y levantar falsas historias”, comparte.
    Guillermina es un restaurante con tres ambientes y una cocina abierta. El chef Carlos García se encargó, como asesor, de diseñar la carta aprovechando ingredientes de la isla, como las sardinas asadas a la leña y el pulpo. También tienen platos de carne, como el chivo y el ineludible cochino. Allí está a cargo de las cocinas el chef Oscar Rodríguez para ofrecer esas propuestas en almuerzos, cenas y en el brunch del domingo. “Muchos me decían que la gente no se movería a La Asunción para comer”, cuenta Guerra, y los hechos desmontan aquel pronóstico. Tanto, que ya remodela la casa contigua para crear una tienda de productos artesanales junto a Titina Penzini. Esa ciudad, serena y custodiada por su centenaria catedral, está demostrando de muchas maneras que reserva razones para la visita.


    Guillermina está en la calle Unión de La Asunción.
    En Instagram: @guillerminarest
    Encuentro en la plaza
    Se agradecen los eventos que tienen como propósito acercarse a los sabores propios. Este domingo, en la plaza Francia de Altamira, será el cuarto día y cierre del V Encuentro Gastronómico de la Fundación Bigott, bautizado “Sabores de origen, cocinando lo propio”. La idea de celebrar las cocinas regionales se logra en charlas, sesiones de cocina en vivo gratuitas y 40 stands de propuestas variadas. Comienza a las 11:00 am y allí estarán compartiendo parte de lo que saben chefs como Carlos García; Víctor Moreno; Zoraida Barrios, de Carabobo; Pedro Castillo, de Cumaná, y Johnnys Pitter, que hablará de los sabores de El Callao. En las charlas, Pietro Carbone, Antonio Gámez y Gabriela Stari conversarán sobre café; Claudia Franceschi, sobre chocolates elaborados desde las plantaciones de cacao; y Fernando Escorcia, de Margarita Gastronómica.

    No hay comentarios:

    Publicar un comentario en la entrada