Carlos Fierro con un grupo de egresados del Diplomado en Gastronomía de la UJAP

Carlos Fierro con un grupo de egresados del Diplomado en Gastronomía de la UJAP
Carlos Fierro con un grupo de egresados del Diplomado en Gastronomía de la UJAP del cual fue su Coordinador al inicio. GASTRONOMIA (del griego γαστρονομία)es el estudio de la relación del hombre con su alimentación y su medio ambiente o entorno.Gastrónomo es la persona que se ocupa de esta ciencia. A menudo se piensa erróneamente que el término gastronomía únicamente tiene relación con el arte culinario y la cubertería en torno a una mesa. Sin embargo ésta es una pequeña parte del campo de estudio de dicha disciplina: no siempre se puede afirmar que un cocinero es un gastrónomo. La gastronomía estudia varios componentes culturales tomando como eje central la comida.Para mucha gente, el aprender a cocinar implica no solo encontrar una distracción o un pasatiempo cualquiera; pues cocinar (en un término amplio) es más que solo técnicas y procedimientos... es un arte, que eleva a la persona que lo practica y que lo disfruta. Eso es para mi la cocina, con mis obvias limitaciones para preparar diversos platillos, es una actividad que disfruto en todos sus pasos, desde elegir un vegetal perfecto, pasando por el momento en que especiamos la comida, hasta el momento en que me siento con los que amo a disfrutar del resultado, que no es otro más que ese mismo, disfrutar esta deliciosa actividad o con mis alumnos a transmitirles conocimientos que les permitirán ser ellos creadores de sus propios platos gracias a sus saberes llevados a sabores

sábado, 3 de agosto de 2013

El hicaco oriundo de las zonas tropicales de América y África el hicaco (chrysobalanus icaco de la familia de las Crisobalanáceas) se cultiva en áreas similares de todo el mundo y crece en forma silvestre en Brasil, Ecuador, sur de los Estados Unidos y en Venezuela, entre otros países.

El hicaco sirve para comer y adornar

Estudian sus propiedades como posible inhibidor del virus del Sida

imageRotate
Es protagonista de uno de los postres más
Contenido relacionado
EDÉN VALERA |  ESPECIAL PARA EL UNIVERSAL
sábado 3 de agosto de 2013  
Oriundo de las zonas tropicales de América y África el hicaco (chrysobalanus icaco de la familia de las Crisobalanáceas) se cultiva en áreas similares de todo el mundo y crece en forma silvestre en Brasil, Ecuador, sur de los Estados Unidos y en Venezuela, entre otros países. 

Al parecer fue el sacerdote e historiador Antonio Caulín el primero en mencionar el hicaco en nuestro país cuando en 1760 escribió "En la ensenada de Higuerote y playas adyacentes de su costa se crían unas matas muy acopadas y bajas, cuyos frutos, gicacos, parecidos a los albaricoques o albarillos de Europa... ".

Y el botánico polaco Carl Appun, en 1849, cuando consiguió el fruto en el mercado de Puerto Cabello expresó que "el blanco icaco, semejante a una ciruela... ".

El hicaco es un árbol de 5 a 6 metros de alto con follaje denso, flores diminutas blancas, y sus frutos en racimos son drupas de color blanco o rosado, con pulpa blanca algodonosa, de piel lisa y pulpa gruesa, con una semilla que encierra una almendra redondeada que también es comestible y rica en aceites. 

Se propaga por semilla, presenta un crecimiento lento, prefiere suelos arenosos, climas cálidos cercanos a la costa y orillas de los ríos y donde exista algo de humedad.

En algunos países lo llaman "fat pork" por la similitud de su pulpa blanca con la grasa de los cerdos. También se le conoce como ciruela de algodón. Contiene vitaminas, minerales, carbohidratos y grasas. 

El hicaco se cultiva en muy pocas zonas, y la mayor parte se siembra en huertos familiares. Es una planta muy poco estudiada.

Múltiples usos

Se cultiva fundamentalmente por sus frutos comestibles, que se consumen relativamente poco en su estado natural ya que son insípidos y astringentes, pero son muy apreciados y sabrosos en forma de dulce en almíbar, que es típico de la región zuliana.

También se utiliza en la preparación de jaleas, mermeladas, refrescos y bebidas fermentadas.

La medicina tradicional ha aprovechado sus propiedades astringentes y se está trabajando científicamente, con resultados prometedores, para comprobar posibles propiedades como hipo glucémico e inhibidor del virus del SIDA.

En Brasil y en El Salvador tratan la diarrea crónica dándole al paciente de 2 a 3 tazas diarias de una infusión que hacen hirviendo 5 gramos de fruto, raíz, corteza u hoja en 250 ml de agua. 

La almendra se emplea contra la disentería.

Los frutos son muy apreciados por la fauna silvestre, especialmente por la paloma torcaz.

Sus ramas y troncos sirven como leña y para construir muebles rústicos.

Sus semillas también se usan para elaborar collares, pulseras y zarcillos.

El árbol, por sus características de adaptación, se puede utilizar para estabilizar los suelos en las zonas tropicales secas.

También se cultiva como planta ornamental en jardines particulares, especialmente una variedad con frutos rosados a rojos porque contrastan con el verde follaje del árbol.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada