Carlos Fierro con un grupo de egresados del Diplomado en Gastronomía de la UJAP

Carlos Fierro con un grupo de egresados del Diplomado en Gastronomía de la UJAP
Carlos Fierro con un grupo de egresados del Diplomado en Gastronomía de la UJAP del cual fue su Coordinador al inicio. GASTRONOMIA (del griego γαστρονομία)es el estudio de la relación del hombre con su alimentación y su medio ambiente o entorno.Gastrónomo es la persona que se ocupa de esta ciencia. A menudo se piensa erróneamente que el término gastronomía únicamente tiene relación con el arte culinario y la cubertería en torno a una mesa. Sin embargo ésta es una pequeña parte del campo de estudio de dicha disciplina: no siempre se puede afirmar que un cocinero es un gastrónomo. La gastronomía estudia varios componentes culturales tomando como eje central la comida.Para mucha gente, el aprender a cocinar implica no solo encontrar una distracción o un pasatiempo cualquiera; pues cocinar (en un término amplio) es más que solo técnicas y procedimientos... es un arte, que eleva a la persona que lo practica y que lo disfruta. Eso es para mi la cocina, con mis obvias limitaciones para preparar diversos platillos, es una actividad que disfruto en todos sus pasos, desde elegir un vegetal perfecto, pasando por el momento en que especiamos la comida, hasta el momento en que me siento con los que amo a disfrutar del resultado, que no es otro más que ese mismo, disfrutar esta deliciosa actividad o con mis alumnos a transmitirles conocimientos que les permitirán ser ellos creadores de sus propios platos gracias a sus saberes llevados a sabores

domingo, 13 de diciembre de 2015

María Fernanda Di Giacobbe fue reconocida por la AVG por la promoción del producto. La chocolatera es fundadora de Cacao de Origen, red de educación e información que une a productores, científicos, profesores, empresarios, exportadores y degustadores

El cacao le trajo un tenedor de oro

La investigación y promoción del cacao venezolano funciona como una red de educación e información | Foto Cortesía Gabriela Medina
La investigación y promoción del cacao venezolano funciona como una red de educación e información | Foto Cortesía Gabriela Medina
María Fernanda Di Giacobbe fue reconocida por la AVG por la promoción del producto. La chocolatera es fundadora de Cacao de Origen, red de educación  e información que une a productores, científicos, profesores, empresarios, exportadores y degustadores

María Fernanda Di Giacobbe fue reconocida por la Academia Venezolana de gastronomía con el Gran Premio Tenedor de Oro 2015, por su contribución a la consolidación y difusión del patrimonio culinario nacional y por su decisivo papel en el conocimiento, la comprensión, valoración y promoción del cacao y chocolate venezolanos. Del fallo del jurado se enteró en París, cuando trabajaba con Chloé Doutre-Roussel y Patrice Chapon –catadora de chocolate y chocolatero reconocidos internacionalmente– en la elaboración de la tableta de chocolate que llevó por nombre Chapon Venezuela 75%.
“La hicimos con cacao Sur del Lago de Casa Franceschi y la presentamos en Le Salon du Chocolat, en el stand de Chapon. Con su comercialización en el prestigioso festival internacional obtuvimos fondos que invertiremos en la fabricación de cajas de madera para la fermentación de cacao, que estarán a disposición de productores venezolanos comprometidos con la producción de semillas de calidad”, explica Di Giacobbe, después de de recordar que el bean to bar es –más que una modalidad para hacer chocolates– una filosofía alrededor del cacao.
Fundadora de Cacao de Origen –espacio de encuentro para el estudio, la investigación y promoción del cacao venezolano que funciona como una red de educación e información que une a productores, científicos, profesores, chocolateros, empresarios, exportadores y consumidores– Di Giacobbe no solo dedica tiempo a la elaboración de chocolate con semillas de calidad. También trabaja en la búsqueda de soluciones a los problemas que atraviesan las comunidades cacaoteras, segura de que el país mantiene la mayor biodiversidad de cacao del mundo, la geografía idílica para su cultivo y el conocimiento de los procesos poscosecha, pasados de generación en generación, “tres factores que determinan su calidad”.
Cacao de Origen era una necesidad, una respuesta a los obstáculos que atraviesa el cultivo de cacao, al mantenimiento de las plantaciones y a la comercialización de la semilla, dice Di Giacobbe, antes de recordar que Venezuela es el país con mayor diversidad de cacaos del planeta, además del territorio de origen de los cacaos criollos conocidos desde hace 400 años como dulces, nobles, finos. Cada una de nuestras regiones, pueblos cacaoteros, ciudades y puertos –añade– son una denominación de origen natural. “Perijá, Maracaibo, Sur del Lago, Puerto Cabello, Trincheras, Cata, Ocumare, Cumboto, Cuyagua, Chuao, Caracas, Carúpano, Río Caribe, Yaguaraparo son la mejor prueba de que nuestros terroir otorgan a estos cacaos la complejidad aromática y sabor que los distinguen y son la razón de sus altos precios en los mercados”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada